Etiquetas de entrada ‘ultractividad’

07
Jul

El 8 de Julio 2013 finaliza el plazo para la ultractividad de los Convenios

Escrito por José Antonio Gallardo Navarro

Negociacion ColectivaComo ya informe en mi post del 17 de Marzo, el proximo lunes 8 de Julio de 2013, finaliza el plazo dado por la reforma laboral para negociar los convenios colectivos denunciados entre 1 de Enero de 2006 y 7 de Julio de 2012.

Recordemos que la Ley de la Reforma Laboral de 7 de Julio de 2012 daba un año de tiempo a los negociadores en empresas y sectores, para alcanzar un acuerdo sobre la renovación o prorroga del convenio ya caducado. Es decir, limita lo que se conoce tecnicamente como la ultractividad de los convenios. En caso contrario, los pactos en esa situación perderan su vigencia, definitivamente, y habran de negociarse de nuevo. Este hecho ha generado una gran incertidumbre entre las empresas, los trabajadores, los agentes sociales y empresariales. Sin paraguas esta situación puede afectar a los trabajadores en varios sentidos:

  • En primer lugar, si el convenio de empresa desaparece quedaran cubiertos por el convenio sectorial.
  • Si no hay convenio sectorial, entonces los trabajadores quedaran cubiertos por los derechos basicos del ET, pero no tendrán las mejoras suplementarias reguladas durante años en la negociación colectiva.
  • Los trabajadores afectados por un convenio provincial que no tengan uno autonomico o nacional, estaran en las mismas condiciones anteriores.
  • Esto implica, que pueden desaparecer los complementos salariales que pueda recibir el trabajador por puesto, jornada, nocturnidad e incluso el salario de convenio si fuera superior al salario minimo profesional de 640€/mes. Tambien pueden desaparecer mejoras sociales como planes de pensiones, guarderias, etc..
  • Para ello, el empresario debe de seguir el procedimiento descrito en mi post de 4 de Marzo de 2013.

¿En que situación nos encontramos en materia de negociación colectiva?.

Las patronales recuerdan que hasta el momento existen convenios vigentes en la actualidad para un total de 6,7 millones de trabajadores. En detalle contabilizan 46 convenios de ámbito sectorial nacional, que afectan a casi 4 millones de trabajadores; otros 44 convenios sectoriales autonómicos que afectan a casi 400.000 trabajadores; 335 convenios sectoriales provinciales, con 1,66 millones de trabajadores afectados y 1.857 convenios de empresa, que afectan a 657.000 trabajadores. Pues bien, 1.340 convenios y 1.9 millones de trabajadores pueden perder todos los derechos complementarios adquiridos durante años de negociación colectiva. Y eso será así, sino han conseguido pactar con los empresarios la renovación o la prorroga del convenio. De esos, 1.340 acuerdos, el 66% son de empresa y el 14% son  de sector. Es decir, en total, el 80% de los 1.682 Convenios denunciados ante las administraciones.

Por todo ello, la patronal y sindicatos firmaron el pasado 21 de Mayo un Acuerdo ante de que los sectores y empresas afectados pudieran llegar a este vacio legal cuando no hubiese un convenio de ambito superior al cual acogerse. Entre sus recomendaciones se establecen:

  • Los Convenios colectivos, para evitar la aplicación de mecanismos de flexibilidad externa, han de procurar la potenciación de los mecanismos de flexibilidad interna en el sentido ya indicado en el II Acuerdo por el Empleo y la Negociación Colectiva, a efectos de que el tiempo de trabajo, la clasificación profesional, las funciones y el salario, entre otras condiciones, tengan la necesaria adaptabilidad a las necesidades e intereses de los trabajadores y empresarios, con la participación de la representación legal de los trabajadores en los distintos procesos de adaptación
  • Asimismo, es necesario que los convenios colectivos hagan una adecuada revisión e innovación a efectos de garantizar una mayor eficacia
  • Ha de procurarse una mejora significativa en las técnicas regulatorias de los convenios, de forma que se consiga una mayor claridad y simplificación de las cláusulas convencionales, haciéndolas más accesible en su entendimiento a los trabajadores y empresarios, y originando menos conflictividad interpretativa en su aplicación.
  • Agilizar e intensificar los procesos negociadores en curso a fin de propiciar el acuerdo antes del termino de la vigencia.
  • Que antes de la finalización de dicho plazo, los negociadores se deberán comprometer a seguir el proceso de negociación, garantizando durante la duración mutuamente acordada de dicho proceso el mantenimiento del convenio vencido.
    Cada una de las partes podrá decidir que la negociación está agotada y, por tanto, instar la mediación obligatoria o el arbitraje voluntario, de acuerdo con el punto séptimo.
  • Que para la resolución de las situaciones de bloqueo de las negociaciones las partes negociadoras deberán acudir a los sistemas de solución extrajudicial de conflictos establecidos en el ámbito del Estado (V ASAC) y de carácter autonómico.
    Las partes deberán acudir de manera urgente a la mediación o al arbitraje voluntario en aquellos convenios que hayan sido denunciados con dos años de antelación al 8 de julio de 2013, y que a la fecha no se hubieran renovado.

El Secretario General de CCOO dijo, que apartir del 7 de Julio, y en lo sucesivo, cuando expiren los convenios colectivos que estan atascados sin acuerdo, “los Juzgados de lo social se colapsarán ante las reclamaciones individuales que presentaran los empleados por perdidas de derechos”. CEOE y Cepyme reiteran su voluntad negociadora, niegan que se haya producido un aumento de la conflictividad y llaman a “adaptar” los convenios a las necesidades de “las empresas y los trabajadores. Las organizaciones empresariales afirman que “no se está registrando un aumento de la conflictividad, más allá de casos aislados”.

En estas circunstancias, han sido prorrogados por un año más o renovados, 245 convenios privados, que cubren las condiciones laborales de 1.6 millones de trabajadores, el 47% de quienes estaban en situación de incertidumbre con la entrada en vigor de la reforma laboral. Entre otras razones, porque muchas empresas prefieren no hacer cambios en el convenio y prorrogarlo durante un año o más, teniendo en cuenta la gravedad de la situación economica. Tan solo cambian al capitulo salarial, pero dejan intacto el resto del convenio. Mientras que el 30% no se ha planteado ninguna prorroga.

En definitiva, el plazo de un año dado por la reforma laboral, supone todo un reto para los empresarios y sindicatos de su voluntad negociadora, imaginación e interes en la mejora de la competitividad empresarial, mantenimiento de empleo y mejora de la flexibilidad de las empresas dependerá pasar este reto con sobresaliente o suspendido hasta Septiembre, sin olvidarnos de la responsabilidad social de las partes en el mantemiento del empleo

Did you like this? Share it:
17
Mar

Cuidado con la ultractividad de los Convenios de Empresa

Escrito por José Antonio Gallardo Navarro

NCQP_TOREROLa Reforma Laboral en materia de vigencia de los convenios colectivos fija ahora un limite en la ultractividad de los convenios. La misma establece que transcurrido un año desde la denuncia del convenio colectivo, sin que haya acordado un nuevo convenio o dictado un laudo arbitral, aquél perderá, salvo pacto en contrario, vigencia. Hasta el dia de hoy, la “ultractividad” podía no tener fin si las partes no querian negociar.

De esta forma, tras la reforma laboral, los convenios denunciados antes del 7 de Julio de 2012 verán finalizada la “ultractividad” el 7 de Julio de 2103. Asímismo, los convenios que sean denunciados con posterioridad al 7  de Julio de 2012, verán finalizada la “ultractividad” al cumplirse un año desde la denuncia del mismo. Este plazo de un año debería de facilitar la agilidad en la negociación y la consecución de adcuerdos, evitando la aplicación indefinida de los contenidos del convenio denunciado y favorenciendo la renovación de los mismos.

En el caso de que transcurra el citado plazo (7 de Julio de 2013) y no se haya negociado un nuevo convenio, la norma prevé la aplicación del convenio de ambito superior.

Aqui se plantean distintas cuestiones de interés, resaltando las siguientes:

  1. ¿Que régimen se aplicaría si no existiese un convenio de ambito superior?
  2. Si se aplica el regimen legal general (Estatuto de los Trabajadores), las condiciones contractualizadas (salarios y tiempo de trabajo) ¿ Habrían en todo caso de respetarse?
  3. ¿Seria posible en ese caso la contratación de nuevos trabajadores con distintas condiciones retributivas y de tiempo de trabajo?
  4. De aplicarse un convenio de ambito superior ¿se podrían sustituir todas las condiciones que el empresario venia aplicando a su personal en función del convenio expirado, incluyendo algunas tales como jornada o salarios?

Según el Catedratico de Derecho del Trabajo y  director del departamento laboral de Garrigues, Federico Durán, en caso de no existir un convenio colectivo aplicable, la modificación de las condiciones pasará a regirse por el Articulo 41 del E.T es decir, como modificación sustancial de las condiciones de trabajo, en este caso de caracter colectivo y no por el Articulo 82.3 del ET como modificación de convenio colectivo estatutario.

Para el profesor Fernando Valdés Dal-Ré, los convenios colectivos estatutarios estan dotados de eficacia propia de las normas juridicas y, en consecuencia, actúan desde el exterior de las relaciones laborales, creando derecho objetivo o una condición más beneficiosa.

Así pues, en ese momento, al perderse la completa vigencia del citado convenio colectivo, entran en acción las normas legales de caracter minimo o supletorío (ET) y Salario Minimo Interprofesional (SMI)

No obstante, dicho cambio no afectará por igual a todos los trabajadores. En cualquier empresa, hay trabajadores que perciben unicamente salario de convenio y otros que perciben un salario superior ( con la correspondiente mejora voluntaria). Estos trabajadores logicamente tienen un salario consolidado a todos los efectos como mejora voluntaria. Ello hace que no pueda aplicarse a estos trabajadores el SMI. En todo caso, en relación al resto de condiciones aplicables, a dichos trabajadores (jornada, vacaciones, sanciones etc) las mismas perderán su vigencia al vencer la “ultractividad” del convenio.

Por lo tanto, en esa situación, son unicamente un grupo de trabajadores los que pueden ver afectado su salario: los trabajadores que perciben unicamente el salario minimo del Convenio. Este grupo de trabajadores podrá ver reducido su salario al SMI. No obstante, ante dicha situación la empresa debe actuar rapido, ya que, si no toma rapidamente medidas, en el mes siguiente al transcurso de un año desde la denuncia del convenio, puede ser agosto 2013, ya no podrá reducirse desde el salario actual de convenio al SMI.

Para ello el empresario debe actuar de la siguiente forma: En el mismo momento en el que el empresario, una vez vencido el contrato por “ultractividad”, mantenga los mismos salarios a los trabajadores, habrá operado la condición más beneficiosa. Y la razón es que su salario no tiene su razón de ser en el convenio colectivo (que ha decaido) sino, como en la voluntad del empresario de incorporar al nexo contractual del trabajador un salario que ya no viene soportado por norma ni convenio aplicable.

De esta forma, si antes del 7 de Julio de 2013 el salario del trabajador era un salario minimo del convenio de 1.000€; a partir del 1 de Agosto de 2013 (fecha en que se abone la nomina de julio de 2013), si el empresario abona el mismo salario, este se estructuria en 645.30 € de salario minimo interprofesional y 354.7€ como mejora voluntaria. Pero a parti de esa fecha ( 1 de Agosto de 2013) deberá tambien al trabajador 1.000€ porque voluntariamente ha querido seguir manteniendo las condiciones del convenio ya vencido.

¿Que procedimiento seguiramos para aplicar el Salario Minimo Interprofesional?

Para aplicar el SMI, entendemos seguir el procedimiento siguiente, comunicar a los trabajadores antes del 7 de Juio que en la nomina de julio, debido a que el convenio ha decaido, se aplicará el salario minimo interprofesional. Esto provocará una tensa situación en la empresa instando a una negociación y abriendose un periodo de consultas para abrir una negociación de bien un convenio de empresa, pero con una clara diferencia. Si antes del fin de la “ultractividad” la fuerza de la negociación era de los trabajadores; tras el fin de la “ultractividad” la balanza se inclinará a favor de la empresa, ya que los trabajadores saben que si no llegan a un acuerdo, se les aplicará definitivamente el SMI. Por lo tanto debemos de ser conscientes de la oportunidad que se nos presenta para reducir nuestros costes salariales y mejorar nuestra productividad, con el efecto del decaimiento del convenio de empresa, a partir del 7 de Julio de 2013.

En todo caso, el empresario deberá tener en cuenta que a partir de esa fecha podrá reducir la mejora voluntaria del salario por modificación sustancial de condiciones de trabajo, siguiendo el procedimiento del Articulo 41 del ET, y por tanto, sin necesidad de acudir al descuelgue del convenio colectivo, que practicamente en el 90% de los casos solo con acuerdo se consigue. Por ello, tanto en un supuesto como en otro, la situación de la empresa a la que sea de aplicación un convenio de sector, cuya “ultractividad” venza el 7 de Julio de 2013, será de mayor flexibilidad en materia salarial, siempre que siga el procedimiento aqui recomendado.

Did you like this? Share it: